Historias de emprendimiento colombiano que conquistan el mundo como Feria Buró

Historias de emprendimiento colombiano
-
Descubre tres casos de emprendimiento colombiano que están marcando una tendencia internacional y conoce la historia de los emprendedores detrás de los proyectos.

Una feria de emprendimiento que apoya el talento colombiano, un e-commerce dedicado a la comercialización y distribución de productos naturales y orgánicos, y una tienda de souvenirs inspirada en la cultura colombiana empezaron como tres proyectos de emprendimiento y hoy se destacan gracias al potencial de su propuesta creativa e innovadora.

Feria Buró, epicentro del diseño colombiano

Cada seis meses en Bogotá, 193.000 personas y 400 marcas colombianas (según el más reciente informe de resultados de la edición 2018) se encuentran en un mismo lugar durante cinco días para vivir una experiencia alrededor del nuevo diseño nacional.

Jóvenes colombianos emprendedores del ámbito del diseño y sus diferentes vertientes motivados por dar a conocer sus ideas creativas y consolidar su emprendimiento han encontrado en la Feria Buró un espacio para exponer su marca dentro y fuera del país. Como resultado, la feria se ha convertido en una oportunidad exclusiva para que el público conozca el nuevo talento colombiano, a través de ofertas innovadoras de un gran valor creativo. 

 

¿Cómo empezó la historia de este proyecto de emprendimiento?

historia emprendimiento colombiano Feria Buró

Esta historia empezó en 2013 con la diseñadora de moda y joyería, María Alejandra Silva, quien decidió crear Buró, con el deseo de convertir esta feria en la más importante del diseño colombiano. Anteriormente había emprendido con su mamá a través de una marca de carteras llamada Dasilva sin superar las expectativas al participar en las habituales ferias de diseño en Colombia.

Por lo tanto, ella y su mamá se preguntaron qué opciones existían para el emprendedor colombiano, más allá de las ferias y de tener un punto de venta. Fue así como su papá las animó a crear este espacio.

Buró viene de la palabra francesa “Bureau” y significa lugar de trabajo, algo que para ellas hacía falta en la industria del diseño y la moda. No solo por el reconocimiento del talento colombiano emergente, sino también por la ausencia del apoyo al emprendimiento colombiano y el fortalecimiento de la producción nacional.

En su primera edición, 90 marcas se unieron a la iniciativa. Más adelante en la edición de diciembre 2018 estuvieron presentes 400 marcas, las cuales reconocen en Buró la cuna para el desarrollo creativo en Colombia y para competir en el mercado internacional. 

 

¿Cuál es la principal motivación que conduce al emprendimiento?

“El diseño colombiano. Adoro mi país, la manufactura, el talento, la buena actitud y la genialidad de las propuestas que tenemos los colombianos. Cualidades que nos ofrecen la competitividad para posicionarnos en el mercado internacional. Por lo tanto, me apasiona destacar a las personas, sus propuestas y apoyar su emprendimiento”, dice María Alejandra Silva, fundadora de la Feria Buró. 

 

¿Hasta dónde quiere llegar el emprendimiento?

La Feria Buró llegará próximamente a otras ciudades en Colombia. Como resultado, en 2020 empezará a realizarse también en la ciudad de Cartagena.

 

SuperFüds, una plataforma de alimentación saludable sinónimo de emprendimiento colombiano

Desde hace cuatro años las personas conscientes de seguir una alimentación saludable encuentran en esta tienda online un portafolio de más de 250 productos naturales y orgánicos producidos por cientos de proveedores colombianos. 

En consecuencia, SuperFüds se ha convertido en el gremio de pequeños productores y empresarios que no estaban pudiendo llegar masivamente a este tipo de consumidores, que crece a un nivel acelerado a la par del mercado de los alimentos saludables que sumó un trillón de dólares en 2018.

 

¿Cómo empezó la historia de este proyecto de emprendimiento?

Emprendimiento SuperFuds

A Sebastián Hernández, un colombiano oriundo de la ciudad de Barranquilla lo inspiró un libro que alguna vez leyó en medio del Parque Nacional Natural Tayrona en Santa Marta. Se trata de la obra del nutricionista David Wolfe, Superfoods, que habla sobre diversas propiedades de algunos alimentos que ofrecen beneficios para la salud.

Más adelante, en 2015 este administrador de empresas, quien estaba ansioso por crear empresa, empezó la búsqueda de proveedores que vendieran productos saludables en Colombia. Después de realizar distintos contactos, Nicolás Farah, que tenía la representación de una marca de quinoa en el país, se sumó a la iniciativa y se convirtió en su socio.

Sebastián y Nicolás decidieron apostarle a la democratización de la alimentación saludable en Colombia y Latinoamérica. Como resultado, se convirtieron en una distribuidora especializada en estos productos que apoya a los productores en la tercerización de su operación comercial y logística, y ofrece una plataforma que reúne a todos los proveedores en un solo lugar.

La plataforma superó las ventas de USD 2 millones de ventas anuales a través de la comercialización de 180.000 unidades de productos mensuales. Actualmente exporta a países como Estados Unidos, Panamá, Curazao y México. 

 

¿Cuál es la principal motivación que conduce al emprendimiento?

Emprendimiento SuperFuds

“Vender salud. Somos un hub de pequeños y grandes empresarios que quieren cambiar la manera como nos alimentamos, que crean productos con un propósito: ayudar a las personas en su transición de buscar alimentarse mejor, no solo nos dirigimos a veganos o vegetarianos, también a personas más conscientes de su salud y estilo de vida”, dice Sebastián Hernández, CEO de SuperFüds.

 

¿Hasta dónde quiere llegar el emprendimiento?

SuperFüds proyecta ventas totales por 10 mil millones de pesos en 2019. Igualmente tiene pensado expandirse a países como, por ejemplo, México y Brasil.

 

ChalóChaló, emprendimiento que se inspiró en lo mejor de la cultura de Colombia

A partir de 2016, esta tienda de regalos y souvenirs de Colombia empezó a destacarse en redes sociales por el diseño único y representativo de lo mejor del país. Libretas ecológicas, forros para el teléfono celular y billeteras, entre otros productos, se volvieron instagrameables y poco a poco fueron mostrando al mundo la mejor faceta cultural, arquitectónica y gastronómica de Colombia. 

Con un punto de venta físico en Bogotá y con la presencia en 25 tiendas multimarca en diferentes ciudades del país, ChalóChaló, la propuesta de dos jóvenes emprendedores colombianos, ha generado tanto impacto que ya piensan replicar su concepto para promover la idiosincrasia de otros países en Latinoamérica. 

 

¿Cómo empezó la historia de este proyecto de emprendimiento?

Chaló Chaló

Luego de haber realizado las prácticas profesionales en la India, los publicistas Laura Romero y Juan José Ramírez, se sintieron inspirados con su experiencia en el exterior cumpliendo el rol de embajadores de Colombia. Como extranjeros, les preguntaban por su país y ellos con orgullo destacaban lo mejor de la cultura, recomendaban la comida y los mejores lugares de Colombia.

Más adelante, a su regreso crearon ChalóChaló, que en idioma hindi significa: ¡Vamos, vamos!, una expresión que relacionan con el espíritu del colombiano emprendedor y que se ha convertido en su marca propia de souvenirs colombianos modernos y coloridos para llevar a cualquier parte del mundo.

ChalóChaló ha exportado sus productos a países latinoamericanos como Argentina y Perú. También a otros países como Australia, España y Alemania. 

 

¿Cuál es la principal motivación que conduce al emprendimiento?

emprendimiento Chaló Chaló

“Colombia es riqueza cultural. Es un país que tiene mucho por mostrar: destinos, animales, frutas, verduras, flores. Al igual que nosotros, sentimos que el orgullo colombiano tiene mucho potencial y creemos que a través de nuestros productos queremos lograr que los extranjeros tengan muchas más ganas de visitar nuestro país”, dice Laura Romero, cofundadora de ChalóChaló.

 

¿Hasta dónde quiere llegar el emprendimiento?

Próximamente, una parte de sus productos estará exhibida en la tienda Duty Free del muelle internacional en el Aeropuerto Internacional El Dorado y abrirán su primera tienda física en México, en donde comercializarán productos inspirados en la cultura colombiana, pero también diseñarán unos nuevos inspirados en la cultura mexicana.

Conoce más historias de emprendimiento que están rompiendo esquemas mediante propuestas creativas y descubre esos productos de origen colombiano que están generando un valor agregado en el mundo.

También te podría interesar:

1. Productos colombianos que están marcando tendencia

2. Edgardo Osorio, el colombiano que hace los zapatos de las estrellas de Hollywood y de la realeza europea

3. Proyectos de emprendimiento social en Colombia dan ejemplo al mundo

Historias de emprendimiento colombiano que conquistan el mundo como Feria Buró
Tu votación es muy importante, califica este artículo